Factores a tener en cuenta para calcular una indemnización por accidente

0 Comentarios

DIAS IMPEDITIVOS, NO IMPEDITIVOS Y DE HOSPITALIZACIÓN

Dentro de ese cálculo de la indemnización por daños personales, se valora, en primer lugar, el tiempo de curación del lesionado, a computar desde la fecha del accidente hasta el momento del alta por estabilización lesional que normalmente coincide con el alta médica.
En el nuevo Baremo de Tráfico 2016, el cómputo de dichos días se realiza teniendo en cuenta el perjuicio personal básico y el perjuicio personal particular, que vienen a sustituir a lo que en el antiguo sistema de valoración se conocían como días impeditivos y no impeditivos.

Así, el perjuicio personal básico se recoge en la Tabla 3 del Baremo 2016, y supone la indemnización a recibir por la víctima solamente por el hecho de haber tenido un accidente de tráfico. En el año 2017 se paga a 30,075 euros/día (teniendo en cuenta la actualización de 2016 a 2017).

Por otro lado, el perjuicio personal particular se adiciona al anterior, y son cantidades por la pérdida temporal de calidad de vida que solamente van a percibir ciertas víctimas, que cumplan alguna de las circunstancias especificadas en este apartado del Baremo, y que se dividen en pérdida de calidad de vida muy grave (estancia en UCI o estados vegetativos, que se paga en 2017 a 100,25 euros/día), grave (equivalente a los días de hospital y que se paga en 2017 a 75,10 euros/día), y moderada (días con baja laboral del lesionado o días en que esté incapacitado para realizar las actividades propias de su vida diaria, que se pagan a 52,13 euros/día en este año 2017).

¿Has tenido un accidente de tráfico?
Calcula tu indemnización GRATIS
Incluso sin peritaje médico

VALORACION DE SECUELAS FUNCIONALES Y ESTETICAS E INCAPACIDAD

Además del tiempo de sanidad, la indemnización comprende el pago por las secuelas, tanto funcionales como estéticas, que le hayan quedado a la víctima tras el alta médica, y que deben estar especificadas en los informes médicos del lesionado para que la compañía de seguros las pague.

En este apartado hay que señalar que las aseguradoras tienden a minimizar las secuelas, e incluso a veces no las valoran pese a figurar en los informes médicos de la víctima, motivo por el cual es tan necesaria la intervención de un abogado particular que defienda la existencia de esas secuelas y que las reclame tanto en vía amistosa, como si es necesario en vía judicial.

Las secuelas se valoran en unas Tablas que figuran en el Baremo de Tráfico (las secuelas por perjuicio personal básico en la Tabla 2.A del Baremo, y en cuanto al perjuicio personal particular en la Tabla 2.B del Baremo), y que se dividen por distintas categorías, estableciéndose una horquilla de puntuación que será mayor o menor atendiendo a la sintomatología residual, el efecto sobre el lesionado y la importancia para su día a día, yendo de menor a mayor puntuación en función de la gravedad.

En muchas ocasiones será necesaria la intervención de un perito especialista en valoración del daño corporal para valorar en una pericial médica el alcance de esas secuelas para la víctima, y dicho informe se remitirá a la compañía de seguros por el abogado del lesionado para intentar llegar a un acuerdo sobre la existencia y puntuación de las mismas.

Lo mismo ocurre con la incapacidad del lesionado, sobrevenida a raíz de las lesiones y secuelas del accidente, y que puede ser parcial, total, absoluta y gran invalidez. Igualmente se computan en una horquilla de cantidades, y para valorarla se tendrán en cuanta sobre todo criterios de edad y otros de la víctima para valorarla. Se trata de una secuela muy pocas veces reconocida por las compañías de seguros, incluso si la misma ha sido reconocida por la seguridad Social, por lo que en general, hay que pelearla con una pericial.

 

Haz tu consulta online GRATIS
a nuestros abogados expertos.

EL PERJUICIO PATRIMONIAL

Dentro de la indemnización a reclamar se computa también el denominado perjuicio patrimonial, que en el nuevo Baremo de Tráfico se divide en lucro cesante y daño emergente. Aquí se engloban todos los gastos derivados del accidente, como los de transporte, farmacia, rehabilitación etcétera, y las pérdidas económicas sufridas por el siniestro. Todo ello debe estar bien documentado para poderse reclamar.

También se indemnizan daños en las cosas y objetos deteriorados a causa del accidente, como pueden ser gafas de ver o de sol, teléfonos móviles, ordenadores, relojes, casco o guantes o indumentaria en el caso de los motoristas, etcétera.

La reclamación de la indemnización por accidente de tráfico requiere, pues, de conocimientos de la actual normativa y un equipo que defienda el derecho de la víctima a ser resarcida por los daños y perjuicios sufridos. En DEMANDA TU LESION contamos con ese grupo de profesionales que durante muchos años ha resuelto con efectividad y rapidez todo tipo de casos de accidentes de tráfico, con los mejores resultados para el cliente.

También te puede interesar

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *

Uso de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación y recopilar información estadística de tu navegación. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Puedes obtener más información en el enlace que te indicamos. Aviso Legal, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

Aviso de cookies